Angel 24
arriba

Blog

2019-01-08 Categoría: angel24

¿Qué datos dejo fuera de mi curriculum?

Tu vida laboral, tus estudios, referencias, conocimientos técnicos, habilidades... La información que tu curriculum refleja sobre ti puede ser apabullante para cualquier reclutador o empresa a la que apliques tu candidatura. A la hora de crearlo (o modificarlo si ya lo tienes) debes tener en cuenta que no toda la información que das es de utilidad y, quizás, lo que tú crees que te diferencia del resto, realmente, es irrelevantes para el reclutador. ¿Cómo poner en orden todos esos datos?

En primer lugar, destaca tu información personal, tus datos de contacto. Esto incluye tu nombre, tu correo electrónico y teléfono personal para que la empresa, más adelante, pueda ponerse en contacto contigo leyendo únicamente las primeras líneas de tu curriculum. Después, ya puedes entrar en detalle con tu experiencia profesional, poniendo siempre tu última experiencia en primer lugar. Esto es importante, más aún si tu trayectoria es muy extensa.

Por supuesto, debes detallar tu puesto en cada una de las organizaciones donde has trabajado, pero no se requiere que hagas una descripción de la empresa. Esa información podrás darla en la entrevista y, como mucho, puedes aclarar el sector al que se dedica.

Sobre tus estudios, destaca tu formación más relevante. Si tienes una licenciatura o un grado, deja atrás los estudios básicos u obligatorios, destaca tu especialización. De igual modo, no pongas la media de tus estudios, únicamente si el puesto lo requiere o si obtuviste una mención cum laude.

Actualmente, las empresas buscan talento, profesionales capaces de aportar conocimientos, experiencias y enfoques innovadores en sus filas. Merece la pena que hables un poco de ti. ¿Qué es lo que más destacan de ti los demás? Tu flexibilidad, capacidad de adaptación, tu positivismo o tu compromiso pueden convertirse en tu ventaja competitiva frente a otros candidatos. También es interesante incluir tus metas alcanzadas o retos superados a nivel profesional. Mostrar ser una persona con inquietudes y capacidad de superación aumentará tu valor como candidato.

Si tienes cartas, referencias de otras personas sobre tu buen hacer como profesional, no las muestres a no ser que los reclutadores te las soliciten. Por supuesto, es positivo tener esas palabras que hablan de ti, pero no es una información que debas adjuntar en tu primer contacto con las organizaciones.

Otro de los pequeños "pecados" que puedes cometer como candidato es poner que sabes manejar un ordenador. Actualmente, los conocimientos informáticos y tecnológicos son indispensables para la mayoría de los empleos. Por eso, y sobre todo si eres joven, señala específicamente qué programas manejas o cuál es tu experiencia con ellos.

Lee de nuevo tu curriculum, analiza la información que das en él y edita todo aquello que consideres innecesario o que se sobreentienda con tu experiencia profesional. Quédate con la idea de que el reclutador necesita, en un golpe de vista, captar lo más relevante de ti.

Etiquetas:


Noticias Relacionadas

Info Cookies

Utilizamos cookies de terceros para analizar la actividad de nuestra web con la finalidad de mejorar su contenido. Clica AQUÍ para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”. Para rechazar el uso de cookies clica el botón "Rechazar". Rechazar Aceptar